15 mayo 2013

Hipérico, la hierba natural para el desánimo y melancolía

El Hipérico o Hierba de San Juan (hypericum perforatu.) ha llegado a sustituir a famosos fármacos antidrepresivos.

Hipérico aceite de San Juan
Hipérico aceite de San Juan


SanJuan (hiperico) Infusión
SanJuan (hiperico) Infusión


Su contenido en hipericina, seudohipericna, flavonoles y xantonas, inhiben la enzima monoaminooxidasa, que es la encargada de destruir los llamados, neurotransmisores de la felicidad, lo que hace que esta hierba tenga una acción antidepresiva.

De acuerdo a los estudios realizados sobre mas de 1700 personas por la Universidad de Ludwig Maximilians de Munich en 1996, se comprobó que el hipérico actúa sobre las ezimas MAO y COMT, las personas deprimidas mejoraban a partir de la 2º semana y 4º semana de tratamiento sin que se presentaran efectos adversos.

Se puede recurrir a esta planta ante el primer síntoma de angustia, apatía, insomnio, melancolía, depresión leve, dolores de cabeza tipo nervioso, ansiedad y síntomas psicológicos asociados a la menopausia.

En invierno, cuando disminuyen las horas de luz solar, hay mas tendencia a la depresión y desánimo.
el hipérico ayuda a contrarrestarlo porque "atrapa la luz solar", y nos hace sentir la vitalidad que provoca en nosotros los rayos solares.

Es interesante señalar que esta hierba no es tóxica, no causa somnolencia ni se potencia con el alcohol. Tampoco interfiere con el sueño o con la actividad intelectual, sino todo  lo contrario. El hipérico mejora la calidad del sueño aún en personas sanas y normaliza el período en  el que soñamos.

También se comprobó que mejora la memoria, la concentración, el aprendizaje y el tiempo de respuesta.

Los fármacos que se utilizan habitualmente para paliar la depresión y los estados de ansiedad, provocan efectos secundarios indeseables, sobre todo un deterioro prematuro de las neuronas y una mayor oxidación general del organismo.

Por tanto, siempre que las circunstancias de la vida o los cambios hormonales produzcan un estado de decaimiento anímico y mental, es mejor recurrir a alternativas naturales como el hipérico.

Otras aplicaciones  del hipérico:


* Estimula el sistema defensivo, actúa contra hongos, virus y bacterias.
*Acción antitumoral, buenos resultados en pacientes con cáncer y leucemia.
*Descongestiona el hígado, calma los síntomas de la gastritis, úlceras y diarreas. También en cálculos vesiculares.
* Se utiliza en casos de asma, bronquitis, fiebres y resfríos.
* Diurético, dolor de ciática y para incontinencia de niños y adolescentes. Menstruaciones dolorosas.
*Sedante y analgésico, dolores de cabeza.
* El aceite de hipérico aplicado con gasa o algodón sobre picaduras, mordeduras de serpientes ulceraciones, llagas, quemaduras y heridas. También demostrado efectivo sobre cáncer de piel  y manchas de enfermos de sida.

Preparación y uso:


En infusión, el hipérico se prepara a razón de una cucharadita de té por taza. Se utilizan las flores y las hojas. 
Se deben tomar 3 tazas por día.

El aceite de hipérico se prepara con 100 grs. de flores desecadas, maceradas en un litro de aceite de oliva. 
Se tapa y se deja 9 días al aire, al sol y al sereno. También se compra ya preparado en farmacias especializadas o herboristerías.


Fuente: verdeynatural.com.ar

No hay comentarios:

Cargando...